San Jose

La falta de puntería arruinó una clara victoria…

San José 5 – 3 Laguna F.S.

Otra vez mas sucedió lo que nadie se esperaba de los nuestros…

Una primera parte que arrancaba con un primer gol de nuestro jugador lagunero Marco, pasaban los minutos y los nuestros seguían encimando la portería contraria pero muy faltos de puntería, ya que en 6 ocasiones nuestros disparos a portería se estrellaban en los palos de la portería del San José…, mientras que por el lado contrario tan solo les hizo falta tener 2 ocasiones y mucha suerte, la suerte que le faltó al equipo lagunero, ya que el primer gol local se produjo mediante un disparo al palo, con tal mala fortuna para los nuestros que el rebote del paló pegó en las piernas de nuestro jugador Marco y vio como el esférico se introducía dentro de la propia portería, pocos minutos después otro disparo lejano que nuestro portero Miguel paró se quedó muerto en el suelo y el jugador local sin mucha resistencia por parte de los nuestros remató a las mayas ese balón suelto…., al término de la primera parte el marcador reflejaba un 2 – 1 a favor del equipo local.

La segunda parte fue una tónica de la primera, tuvimos innumerables ocasiones para igualar el partido y adelantarnos en el marcador, pero otra vez los palos y las paradas del portero del San José, así como también de la misma suerte que tuvieron donde los nuestros remataban a portería y con el portero batido aparecía un contrario que… o se llevaban un balonazo en la cara, en la pierna, en la espalda, pero nuestros tiros nunca traspasaban la raya de gol, pasaban los minutos y a falta de 11 minutos para el término del partido el San José tuvo la misma suerte que le precedía durante todo el partido, en un balón que quedó medio suelto y sin quererlo el jugador del San José disparó a puerta un balón que mas parecía una pelota loca, ya que dicho balón toco antes de entrar en dos jugadores nuestros, y esto nos supuso el 3 – 1, poco después y con la rabia en el cuerpo nuestros chicos siguieron insistiendo en la portería rival y prueba de ello fue el disparo lejano que Diego colocó en la escuadra de la portería contraria, el marcador ya reflejaba un 3 – 2, las esperanzas de la remontada se notaba en el ambiente y en nuestros jugadores prueba de ello que a tan solo dos minutos después los nuestros empataron el partido 3 – 3, después de ahí la mala suerte se cebó con los nuestros y en una contra nos marcaron el 4 – 3, para después tener que realizar sin casi reacción jugar de cinco e intentar ir a por el empate y el partido, pero no pudo ser y en la bocina nos colocaron el definitivo 5 – 3.

En fin, es la tónica de todo el campeonato, tenemos miles de ocasiones y no las metemos, los contrarios se crecen y aciertan con algo de suerte en algunos casos, esa suerte que este año parece que no quiere alojarse en la camiseta lagunera.

A levantar ese ánimo chicos, poco a poco volveremos a ser un equipo difícil de ganar, esto es parte del fútbol-sala, hay temporadas que parece que la mala suerte y la falta de puntería se ceba con un equipo.